Visite nuestro patrocinador

Tu diario. Libertad de expresion

Su opinión Patrocinadores Normas Buscador Anúnciese aquí Hemeroteca
La legendaria empatía social de las grandes empresas energéticas.
Eduardo Saez Maldonado. 07.09.21 
"¿Esto es un saqueo? No; es el mercado, amigo" (1)
Esperaba yo ingenuamente más de una ministra como Teresa Ribera (por lo demás vicepresidenta tercera del Gobierno) gran conocedora de la problemática ambiental y energética. Es verdad que, para contener el disparado (y disparatado) precio de la luz se ha actuado sobre la parte impositiva bajando apreciablemente el IVA (una medida necesaria y deseable), pero el problema está, mucho más allá de los impuestos, en el coste de la energía en sí por un lado (un tema relacionado con la crisis de recursos a nivel planetario y del que no se habla suficientemente) y en la organización del mercado energético (que parece hecha a medida de las empresas) por otro. Un mercado al que la Vicepresidenta Tercera, en unas sorprendentes (y aparentemente cándidas) declaraciones, pide "empatía social" (2). Veamos.
Las voces que desde dentro del mismo gobierno, y desde Unidas Podemos en general, piden una intervención rápida y expeditiva son respondidas por la ministra aduciendo razones legales. La Unión Europea es un organismo sustentado en unas bases neoliberales muy sólidas que no toleran la más mínima intervención pública en el sagrado libre mercado. Ni siquiera cuando las empresas, en un claro oligopolio, se comportan de forma manifiestamente abusiva como es el caso. Y la Ministra dice que si se interviene el mercado (fijando precios máximos simplemente) vendrán después sanciones de Europa y será peor el remedio que la enfermedad. Y no le falta razón a la Ministra Ribera. Pero llegamos a la tesitura de que ciertas leyes comunitarias no sólo no favorecen a los ciudadanos europeos a los que se supone que deben defender, sino que les perjudica gravemente en beneficio de empresas multinacionales todopoderosas (que tienen criterios empresariales e intención de ganar dinero mucho antes que empatía social) y que controlan un mercado que, por lo demás, es absolutamente estratégico. Se me viene a la cabeza la modificación exprés de la Constitución que hizo Zapatero de acuerdo con Rajoy un mes de agosto para priorizar el pago de la deuda a las necesidades sociales del país. Porque Europa lo exigía (3). Y si las leyes defienden los intereses particulares de cuatro empresas en contra del bien común, es que algo funciona mal. Y si algo funciona mal, lo que se espera de los gobernantes es que lo cambien. Pero el PSOE, que siempre nos engatusa haciendo como que son de izquierdas, cuando llega la hora de la verdad se comportan como un partido liberal ortodoxo. Y la Ministra Ribera, en la que algunos habíamos depositado esperanzas, no está resultando ser la excepción. Una pena.

Recuerdo que hace unos años, un destacado ministro de Medio Ambiente francés dimitió porque no se sentía con capacidad política suficiente como para llevar a cabo las transformaciones que requería la sociedad desde el punto de vista ambiental, acusando a su presidente de "...falta de compromiso con el medio ambiente y por la influencia de los grupos de presión que distorsionan la democracia en Francia..." (4). Llegó a afirmar que "...tengo alguna influencia pero no tengo poder; no tengo los medios..." lo que, viniendo de un peso pesado (como era) del gobierno francés, es descorazonador y quizás nos explique la apatía (neoliberal) de nuestra ministra Ribera que a lo mejor, si siendo Vicepresidenta Tercera del Gobierno no puede acometer las medidas necesarias para llevar a cabo la transición ecológica que da nombre a su ministerio, quizá debería seguir el ejemplo francés y dejar a los directivos de Endesa e Iberdrola a la cabeza del ministerio. Total...

Pero es que el problema es mucho más complejo que la mera vertiente política porque no hemos considerado aún aspectos ecológicos de la cuestión energética. Y estos aspectos (más bien termodinámicos por un lado y geológicos por otro), que tienen que ver con los límites físicos del planeta, están siendo cada vez más relevantes hasta el punto de que en pocos años van a determinar la organización de nuestras sociedades tan liberales (5).

La imperiosa necesidad de llevar a cabo con urgencia una transición energética a la vista de la inminente escasez del petróleo y del gas natural (no hablamos hoy del resto de minerales que también están llegando ya a sus máximos de extracción sucesivamente) nos obliga, como sociedad, a coger la sartén por el mango y a tomar las riendas de la generación eléctrica con criterios de sostenibilidad y servicio a la sociedad (empatía social) pero no de rentabilidad económica. Y como la (re)nacionalización de las grandes empresas energéticas (que fueron privatizadas irresponsablemente por González y Aznar de forma concienzuda y metódica) se nos antoja irrealizable (mientras la realidad no apriete demasiado), deberíamos ir pensando al menos en ir diversificando a nivel de ciudadanía la generación eléctrica e ir relocalizando en la medida de lo posible todos los procesos esenciales, empezando por la producción de alimento, avanzando así hacia la máxima soberanía alimentaria y energética posibles. La disminución de todo lo que dependa del gran transporte (necesitado del petróleo y sin alternativas sensatas de electrificación) se nos dará por añadidura nos pongamos como nos pongamos por lo que más nos vale que nos pille medianamente autónomos.

Pero la necesaria generación eléctrica atomizada al nivel más bajo posible, debería ser gestionada por un estado cercano que tuviera el control de las redes de distribución eléctrica para que esto fuera gestionable, vertiendo así a la red cada comunidad sus excedentes (con la adecuada compensación) que serían aprovechados por la comunidad vecina. Esto requeriría, imperativamente, la (re)nacionalización de Red Eléctrica Española que fue sospechosa y vergonzosamente privatizada por Aznar (6) y la creación de una Empresa pública de Energía que, de paso, se podría ir haciendo cargo de las concesiones de explotación de las hidroeléctricas que vayan venciendo. Estos dos últimos puntos han sido propuestos por Unidas Podemos, por cierto (7), con poca aceptación por la parte "socialista" del Gobierno.

Porque claro, para un PSOE neoliberal, esto es demasiado intervencionismo (de Cs, PP y VOX ya ni hablamos) con lo que, a pesar de las advertencias de importantes grupos de científicos del Panel Intergubernamental del Cambio Climático que advierten de la insostenibilidad a corto plazo del sistema capitalista neoliberal imperante (8), nos quedaremos como estamos, agachando la cabeza ante los intereses  de las grandes multinacionales de la energía y las finanzas, ante la superliberal Unión Europea y aguantando el chaparrón hasta que el todopoderoso sistema capitalista entre en un más que previsible colapso provocado simultáneamente por causas físicas, energéticas, climáticas y ambientales (ecológicas en definitiva) por un lado, y sociales por otro, con un más que probable estallido social, ya incontrolable.

Y entonces será el llanto y el rechinar de dientes (9)

Eduardo Sáez Maldonado.

(1)   https://www.abc.es/economia/abci-rato-esto-saqueo-no-mercado-amigo-201801100202_noticia.html

(2)   https://www.eldiario.es/economia/ribera-rechaza-intervenir-luz-propone-reducir-dependencia-tarifa-regulada-mercado-mayorista_1_8257922.html

(3)   https://elpais.com/politica/2014/11/24/actualidad/1416849910_452980.html

(4)   https://elpais.com/internacional/2018/08/28/actualidad/1535440849_164355.html

(5)   https://www.cope.es/trecetv/programas/el-cascabel/noticias/antonio-turiel-produccion-gas-tocara-techo-muy-pronto-20210830_1473088?fbclid=IwAR3vzA3YxEEvX-GAT5-XmUCjgOIDmuAvONQ_BIG7ZcXxS3QuWfCCtf8sIuU

(6)   https://cincodias.elpais.com/cincodias/2005/07/13/empresas/1121261979_850215.html

(7)   https://www.eldiario.es/politica/unidas-propuesta-ley-congreso-crear-electrica-publica_1_8266537.html

(8)   https://ctxt.es/es/20210801/Politica/36970/IPCC-capitalismo-insostenible-informe-filtracion-cambio-climatico.htm

(9)   "Pero los hijos del reino serán arrojados a las tinieblas de afuera; allí será el llanto y el crujir de dientes" (Mt 8, 12) 
Esta noticia ha recibido 998 visitas       Enviar esta noticia




<-Volver
Artículos de opinión y colaboraciones:
Animamos a los malagueños a expresar sus opiniones en este periódico digital.
Guadalhorce.net no se responsabiliza del contenido o datos de dichas colaboraciones. Todo escrito debe traer necesariamente, incluso si quien escribe es un colectivo: Nombre, apellidos y un teléfono de contacto del autor.

Envíe su artículo o carta a:
redaccion@guadalhorce.net


guadalhorce.net
Periódico Independiente
Málaga

Depósito Legal:
MA - 1.023 - 2000

Andalucía Comunidad Cultural S.L.
Servidor de Internet

Director: Alejandro Ortega
Fundador: Federico Ortega

952 410 658
678 813 376
contador
visitas desde nov. 1998