Visite nuestro patrocinador

Tu diario. Libertad de expresion

Su opinión Patrocinadores Normas Buscador Anúnciese aquí Hemeroteca 9 usuarios en línea • Dom. 24 de Sep. de 2017
Graduaciones 16/17 en el colegio El Pinar. Alhaurín de la Torre
'La recompensa de andar el camino'
Colegio El Pinar. 21.06.17 
El Colegio El Pinar cierra un año lectivo cargado de proyectos y emociones con los tradicionales actos de graduación de sus alumnos de infantil, primaria, secundaria y bachillerato. Más de 140 estudiantes de las diferentes etapas educativas se despiden de sus profesores y ciclos para avanzar en su itinerario académico.
Casi medio centenar de ellos dicen adiós definitivamente al centro para dar el salto a la universidad

Cuando la recompensa “está” en el fuerzo y “no” el resultado; “un esfuerzo total, equivale a una victoria completa”. Sin duda, no hay mejor manera de concretar con palabras –las de Mahatma Gandhi- el espíritu de lo vivido en estos intensos nueve meses en las aulas del Colegio El Pinar. Lo hizo la directora María Salom en un cierre de curso lectivo; éste de 2016/17, que ha dejado momentos inolvidables en la retina de los cientos de padres y familias que conforman la comunidad educativa de la institución de Alhaurín de la Torre. Miles de instantes que han sido rememorados en este intenso mes de junio en el que nada menos que 146 alumnos de distintos cursos y edades han dado un adiós, que ha sonado a un ‘hasta luego’; a sus profesores, pupitres y aulas. En septiembre iniciarán otra aventura en la que, sin duda, no faltarán los retos. La historia, eso sí, será diferente para el casi medio centenar de jóvenes de Bachillerato para los que ese ‘hasta luego’ será un ‘hasta siempre’. Su salto les llevará en octubre a las puertas de la Universidad y ese será un guión que ya no podrá escribirse desde El Pinar. Quizás por ello; y como viene siendo habitual, su despedida fue aún más emotiva. 
“Caminante no hay camino, se hace camino al andar”. Aurora Rodríguez y Pepa García tiraron de la lírica del gran maestro Machado para desear toda la suerte del mundo a los más de cuarenta alumnos de Bachillerato a los que han ‘guiado’ durante todo este año en su última etapa en El Pinar; un curso plagado de incertidumbres por los continuos cambios en el modelo de prueba de Acceso a la Universidad, pero en el que hicieron piña junto al resto de sus compañeros del equipo docente para dotar a los jóvenes de todos los recursos para afrontar con garantías este trance final.

Una magistral cita, acompañada de una sabia reflexión: “¿Celebrar? ¡Los humanos tenemos una manía!; celebramos lo que empieza: bautizos, bodas… y lo que llega a su fin: jubilaciones, finales de proyectos… Pero lo más importante es el camino. Y eso, eso nadie suele celebrarlo”; añadieron las tutoras de los chavales en una velada de lo más especial en la que no faltaron las bromas, el compadreo y todo el repertorio de anécdotas imaginables tras más de 17 años de aventuras y desventuras en el centro.

El acto de graduación, celebrado en el marco del complejo Palo Verde y en el que estuvieron presentes decenas de padres y familiares; se desarrolló en un extraordinario ambiente. En la velada, la alegría por los éxitos cosechados se confundió con la nostalgia de un equipo docente encabezado por la directora María José Salom y las tutoras Aurora Rodríguez y Pepa García. La responsable académica del centro, que recordó a los presentes que aún veía en sus “caras el reflejo de la mirada de los niños que fueron cuando ingresaron al colegio”, cerró su intervención con la cita del gran maestro de la paz y precursor del movimiento mundial por la no violencia, Mahatma Gandhi: “Nuestra recompensa se encuentra en el esfuerzo; no en el resultado. Un esfuerzo total, es una victoria completa”.

Por su parte, los estudiantes, como suele ser habitual, ofrecieron su particular y desenfadada visión de lo ocurrido en estos meses, entrando una y otra vez en la anécdota y en los momentos más distendidos de clase; haciendo especial hincapié en las maneras, actitudes y ‘magistrales fórmulas’ de sus profesores, a los que terminaron agradeciendo su labor, “pese a que durante muchos momentos nos hayáis pedido tanto”, aseguraron.

El acto de Graduación de la Decimoséptima promoción de Bachillerato de El Pinar sirvió de pistoletazo de salida para las siguientes citas de despedida de etapa del resto de alumnos. De esta forma, en la semana posterior al adiós de los mayores, el equipo de Educación Infantil, comandado por la tutora del Tercer Curso Lidia Illanes, se despidió de sus 32 pequeños que el año que viene se encontrarán con nuevos retos e ilusiones en el primer curso de Primaria.

“Muchas gracias; pues con vuestro cariño habéis sabido ganaros el amor de estos niños y les habéis dado las herramientas para desenvolverse con soltura en la etapa que ahora arrancan, Primaria. Hablamos de recursos regalados con paciencia y un saber hacer que nos sigue dejando perplejos”, agradecieron los miembros del equipo directivo.

A esta fiesta siguió la de los niños y niñas del Sexto Curso de Primaria; a los que arropó en un emotivo, cercano e intenso acto su maestra y tutora Catalina Toledo; también acompañada, cómo no, por la directiva de la institución, el gerente Antonio Lara y el propio equipo docente de la etapa. Fue una velada mágica en la que los 34 estudiantes que pasan a Secundaria vivieron uno de sus días grandes.

El cierre del año lectivo lo protagonizaron los alumnos del Cuarto Curso de Secundaria. Los chicos y chicas de la ESO dejaron claro que encaran con mucha ilusión y optimismo su transición al último tramo de las Enseñanzas Medias –Bachillerato en unos casos; Ciclos Formativos en otros-. Los 38 estudiantes, ahora embarcados en la aventura del viaje de final de etapa, no pararon de hacer guiños a sus profesores y especialmente a las dos personas con la que más horas, penas y alegrías han compartido; sus tutoras Alejandra Jiménez y Aurora Gómez.

Finalmente, tanto la Gerencia, como los responsables del equipo docente y encargados de departamento, quisieron destacar que este de 2016/17 ha sido un curso cargado de proyectos motivadores, de jornadas de esfuerzo y entrega; “un año en el que hemos hecho frente a una enorme responsabilidad por la cantidad y calidad de proyectos puestos en marcha; pero que también ha constituido una aventura enriquecedora en ambos sentidos, cargada de contenido y en la que hemos disfrutado cada momento y cada experiencia como una oportunidad en sí misma para consolidar un modelo de aprendizaje constructivo y participativo. Por todo ello, vaya nuestro agradecimientos a todas y cada una de las personas que hacen posible la realidad de El Pinar cada día”. 
Esta noticia ha recibido 709 visitas       Enviar esta noticia




<-Volver
Artículos de opinión y colaboraciones:
Animamos a los malagueños a expresar sus opiniones en este periódico digital.
Guadalhorce.net no se responsabiliza del contenido o datos de dichas colaboraciones. Todo escrito debe traer necesariamente, incluso si quien escribe es un colectivo: Nombre, apellidos y un teléfono de contacto del autor.

Envíe su artículo o carta a:
redaccion@guadalhorce.net


guadalhorce.net
Periódico Independiente
Málaga

Depósito Legal:
MA - 1.023 - 2000

Andalucía Comunidad Cultural S.L.
Servidor de Internet

Director: Alejandro Ortega
Fundador: Federico Ortega

952 410 658
678 813 376
contador
visitas desde nov. 1998