Visite nuestro patrocinador

Tu diario. Libertad de expresion

Su opinión Patrocinadores Normas Buscador Anúnciese aquí Hemeroteca usuarios en línea • Dom. 26 de May. de 2019

Mis amigas las plantas
Capuchina

Francisco Solano Rios. 04.02.15 
Esta es una hierba de condición peremne, sus tallos son redondeados siendo estos muy frágiles; crece en forma de hierba postrada aunque también tiene comportamientos como si de una enredadera trepadora se tratarse, sus hojas están sujetas a los tallos por largos peciolos son grandes redondeadas muy marcadas por sus nervios en forma radiales que dependiendo de su variedad puede lucir un verde muy intenso o algo menos cargado de clorofila. De las asilas de los peciolos de las hojas, brotan otros peciolos algo más largos que estos y que son donde tiene lugar sus grandes y preciosas flores compuestas por cinco pétalos en forma de trompetas, siendo estas de muy diferentes colores entre sí y un bonito nectario central; sus raíces están compuestas por cierto número de pequeños tubérculos subterráneos de tamaño desiguale y para mejor información pueden observar la foto adjunta la cual fue conseguidas para este fin en uno de los arroyuelos del término municipal de Fuengirola.
De la capuchina podemos decir que es una hierba sin desperdicio, no solo por sus aprovechamientos como planta medicinal sino también como excelente planta comestible tanto como  verdura portadora en vitaminas o en diversos aliños en platos de la alta cocina, siendo los componentes más importantes el glucósido, isoteocianalo de ventilo, ácido ascórbico, vitamina C y en sus semillas se encuentra un ácido graso que contiene tierucina, y  los tallos y flores son muy ricos en pigmento del grupo de la carotina y de las flores surge una materia colorante conocida por sorbusina, del conjunto de las propiedades de la capuchina surgen propiedades antibióticos, balsámicos, expectorantes y disposición del apetito.

Las capuchinas cuando crecen en zonas subtropicales, pueden estar floreciendo casi todo el año; la recolección de las sumidades de estas plantas tanto con mira en aprovechamiento de la medicina natural o en su utilidad en la gastronomía son recolectadas cuando se encuentran en plena floración y si el clima donde se encuentre el cultivo les son óptimos, entonces esta recogida se puede hacer varias veces al año por  lo que sería un tipo de cultivo muy rentable; estas plantas son procedentes de los países subtropicales de América del Sur, en nuestra zona son muy apreciadas en el cultivo de la jardinería como plantas ornamentales puesto que la elegancia de sus tallos, hojas y flores a la hora de engalanar nuestros parques y jardines están consideradas de una elegancia sin igual; son unas hierbas que debido a los aromas que desprenden en sus hábitas están consideradas como un gran repelente contra los incestos, por lo que resultan ser muy eficaces su presencia en los huertos de hortalizas  y frutales contra aquellos insectos que invaden y perjudican de forma alarmante las producciones de estos y así poder eliminar en cierto modo el uso de pesticidas artificiales que tanto pueden dañar la salud. De lo expuesto en párrafos anteriores no se ha de hacer uso si no es baja consejo de persona titulada en materias vegetales.                   
                             
Gracias por su visita les saluda.- Francisco Solano Ríos.
  
 
Esta noticia ha recibido 2928 visitas       Enviar esta noticia




<-Volver
Artículos de opinión y colaboraciones:
Animamos a los malagueños a expresar sus opiniones en este periódico digital.
Guadalhorce.net no se responsabiliza del contenido o datos de dichas colaboraciones. Todo escrito debe traer necesariamente, incluso si quien escribe es un colectivo: Nombre, apellidos y un teléfono de contacto del autor.

Envíe su artículo o carta a:
redaccion@guadalhorce.net


guadalhorce.net
Periódico Independiente
Málaga

Depósito Legal:
MA - 1.023 - 2000

Andalucía Comunidad Cultural S.L.
Servidor de Internet

Director: Alejandro Ortega
Fundador: Federico Ortega

952 410 658
678 813 376
contador
visitas desde nov. 1998